VVS

Las vacilaciones de la ministra de Sanidad con AstraZeneca y mis 10 dudas

Vaya por sentado, que no soy negacionista y que estoy a favor de la vacunación contra el covid, pero dentro de la sensatez, la información veraz y el respeto a la libertad. Cada persona tiene que asumir el riesgo que conlleva, por muy pequeño que sea, y ser informado con criterios científicos claros sobre el mismo.

Con fecha 14 de abril de 2021, leo en prensa: “Sanidad administrará AstraZeneca a los mayores de 60 y mantiene la suspensión para los menores de esta edad”. La ministra de Sanidad, Carolina Darias, expresa que espera “en breves días” tener una propuesta tras los trabajos que realiza el Ministerio con las comunidades científicas. Empiezan las dudas…

Aunque su afirmación es tajante y clara, la ministra Darias confirma que se vacunarán a los mayores de 60 años con AstraZeneca. No obstante, ¿qué ocurre a los nacidos en 1961 y que no han cumplido los 60 años?

Según las enfermeras de mi centro de salud dicho rango de edad también se vacunará con AstraZeneca, si las sanitarias están en lo cierto, la afirmación de la ministra no es correcta. De hecho, conozco a gente en Asturias con 59 años que han sido vacunados con AstraZeneca. Primera duda.

En cuanto a los “posibles vínculos” entre los casos de trombos y la administración de la vacuna, ¿se realiza un estudio de las personas que pueden tener dicho riesgo por problemas de coagulación, hipertensión, obesidad u otros factores? Segunda duda. Que yo sepa, llaman por teléfono o envían un mensaje al móvil, seguramente un administrativo o una “enfermera o enfermero o enfermere”, así queda contenta la ministra de Igualdad Irene Montero y su cuchipanda linguística.

La EMA confirma que los beneficios de la vacuna superan los riesgos, aunque exista un “posible vínculo” entre la vacuna y casos de trombos muy “inusuales”. Vale, pero si no hay riesgos significativos, ¿por qué hay tantas dudas para administrar la segunda dosis a los menores de 60 años?

Tercera duda.

La ministra Darias ha avanzado que espera “en breves días” tener una propuesta de solución, tras los trabajos que está realizando el Ministerio con las comunidades científicas. Perfecto.

Con la llegada del mes de las flores, el 1 de mayo, la prensa destapa: “Sanidad desoye a la EMA y aplaza un mes más la segunda dosis de AstraZeneca”.

Parece que hay vacilaciones fundadas, y como consecuencia surge mi cuarta duda. Ahora el ministerio de Darias esperará a los resultados a mediados de mayo del estudio del “cóctel” de profilaxis para dar una solución a los 2 millones de damnificados. Me empiezo a sentir conejillo de indias…

Resulta que a los 2 millones de trabajadores esenciales menores de 60 años que fueron inoculados con AstraZeneca, ahora se les veta la segunda dosis por los episodios de trombos entre vacunados de mediana edad en la Unión Europea.

Con suerte, dentro de un mes se acordará si reciben el segundo pinchazo.

Y mientras tanto, ¿qué harán con los nacidos en 1961 y que no cumplieron los 60 años? Al parecer este sector de la población se encuentra en el limbo de edad y en el limbo de saber si recibirá la segunda dosis de la vacuna AstraZeneca.

Lo sorprendente, es que, pese a que todo va bien, la ministra se salta las recomendaciones del laboratorio y de la propia Agencia Europa del Medicamento (EMA), que claramente animan a inyectar la segunda dosis antes de los 84 días, es decir 12 semanas, según marca el prospecto.

Ahora, la ministra quiere experimentar si ese rango de población “sobrevive” mezclando la segunda dosis con otra vacuna, como la Pfizer. Vamos, que me surge la quinta duda: ¿está buscando voluntarios para someterse a las pruebas?, ¿hay ensayos científicos sobre el tema?, ¿qué ocurrirá mezclando la profilaxis de adenovirus con la tecnología de ARN mensajero?, ¿terminaremos como en el planeta de los simios?

Por lo visto, países como Alemania, Francia, Finlandia o Suecia están realizando dicho estudio entre sus poblaciones de solidarios pacientes.

Y el hospital Carlos III de Madrid en un gesto exprés ha reclutado a 600 voluntarios que se prestan a ser conejillos de indias.

¡Enhorabuena por el valor!

Lo gracioso del asunto es que el departamento de la ministra Carolina Darias siempre afirmó que seguiría las indicaciones de la EMA a rajatabla, pero ahora cambia de criterio y las desoye a gritos, ante el presunto riesgo de la vacuna de Oxford. Sexta duda.

Entretanto, los vigilantes de la farmacología se convierten en los héroes mundiales, me recuerdan a los vigilantes de la playa, y me imagino a Pamela Anderson vestida de enfermera como protagonista del culebrón. Lo cual puede acarrear unas críticas de la ministra de Igualdad Irene Montero al no imaginarme a David Hasselhoff con su traje de baño rojo luciendo tipo. Vamos en vaya berenjenal que me meto.

En fin, volvamos a la cruda realidad, ahora Sanidad aduce que se basa en el “principio de precaución”. Y a mí me surge mi séptima duda: ¿si llaman a los nacidos en 1961 que no cumplieron los 60 años pueden alegar dichos pacientes el principio de precaución para que les pongan la Pfizer?

Mi octava duda: Sanidad afirma que con AstraZeneca se logra alrededor de un 80% de efectividad de la vacuna. El 23 de abril El Economista publica: “La vacuna desarrollada por AstraZeneca contra la Covid-19 tiene una eficacia del 76% para prevenir la infección por el virus, 15 días después de la aplicación de la segunda dosis”. Además, se hace eco de otro estudio clínico realizado en Chile donde la vacuna de Oxford muestra que es eficaz en 100% para prevenir casos graves o críticos de la enfermedad. Lo cual me genera la novena duda sobre quién miente y quién dice la verdad.

Sea como fuere, sin dilación nace la décima duda: ¿qué efectividad se ha demostrado ante las nuevas cepas: brasileña, africana, británica e india, por citar algunas?

Está claro que la elección de la vacuna a aplicar no puede ser una elección individual, sino que debe basarse en la eficacia y la indicación de las vacunas para los diferentes grupos de población. No obstante, ¿quién decide y con qué criterio dichos rangos de edad?

En medio de las dudas, incluso Salud canceló citas para vacunarse con AstraZeneca a menores de 61 años. Y volvemos al inicio de la cuestión porque en algunas comunidades también se suspendió la vacunación con este suero a los nacidos a partir del año 1961, pero ante los vaivenes, ya no sé qué criterio están utilizando en Asturias que es donde me corresponde ser vacunado. ¿Hago caso a la ministra o a la enfermera de turno?

Para los que tengan dudas sobre la vacunación ponen en funcionamiento un servicio de contestador telefónico donde te responde una máquina.

¿Habrá que esperar a que nos den unas respuestas con más fundamento científico y menos vacilaciones de intereses políticos y económicos?

¡Diosecito mío, solo te pido salud para todos! Como decían nuestros antepasados: ¡Que Dios les guarde a ustedes muchos años!

Informa Alfredo Muñiz.

En estos momentos nos encontramos maquetando la edición de verano 2021 de la revista VIAJAR, VIVIR y SABOREAR, dedicada a las maravillas naturales de España. Los anunciantes interesados pueden consultar nuestras tarifas cliqueando sobre este link.

Les adelanto la portada verano 2021 de VIAJAR, VIVIR y SABOREAR:

Publicado el May 1 2021. Archivado bajo Actualidad, HORECA, Hosteleria, Lujo en tiempos de crisis. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0.

Dejar un comentario

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google

Galería de Fotos